Imagen1

La lectura tiene muchas ventajas sobre nosotros, pero no tener una buena comprensión lectora nos puede traer en nuestro día a día muchos problemas. ¿Cómo podemos mejorarla?"

Todos conocemos las innumerables ventajas que la lectura tiene sobre nosotros. Ejercitamos nuestro cerebro, fomentamos la imaginación y nos ayuda a retener mejor la información. A través del hábito de la lectura, vamos desarrollando progresivamente el aprendizaje y la reflexión, pero para ello debemos tener una buena comprensión lectora. ¿Cómo podemos mejorarla?

Es muy diferente leer un texto de manera superficial que leerlo de manera detenida y comprender todo lo que nos quiere decir dicho texto. A la hora de que el aprendizaje sea efectivo, es necesario que el estudiante lea y comprenda el texto, es decir, que tenga una base en cuanto a comprensión lectora, para que sea capaz de extraer las ideas principales y las reorganice junto con los conocimientos que tenia de manera previa.

Para ello, sería importante hacer una primera lectura de manera general y rápida en la que debemos ser capaces de destacar las ideas más importantes del texto. Tras esta primera lectura rápida, es importante pasar a hacer una lectura detenida y critica del texto para posteriormente poder reorganizar esas ideas con las que teníamos nosotros previamente y conseguir que la comprensión de dicho texto sea efectiva.

A su vez, también podemos seguir una serie de consejos que nos ayudaran a conseguir que nuestra lectura sea efectiva y a mejorar nuestra comprensión lectora:

  • Concentrarnos en lo que estamos leyendo. Si estamos en medio de una tarea o en un salón donde hay mucho ruido o está la televisión o la radio encendida, no estaremos al 100% en la lectura que vamos a comenzar y por lo tanto no seremos capaces de comprender aquello que estamos leyendo.
  • Podemos hacer preguntas ante el texto para comprobar que lo hemos entendido, esta es una de las principales técnicas para mejorar la comprensión lectora. Podemos hacernos preguntas sobre por qué los personajes han actuado de una manera determinada o intentar extraer la idea principal (dependiendo del texto que tengamos delante) para asegurarnos de que lo estamos entendiendo y poder continuar con la lectura de los siguientes capítulos.
  • No dejar a un lado o pasar de largo sobre aquello que no entendamos. Si por ejemplo nos encontramos con un término que no conocemos, podemos subrayarlo y buscarlo posteriormente en el diccionario, lo cual nos permitirá comprender a la perfección lo que el texto nos quiere transmitir a la vez que ampliamos nuestro vocabulario.

Como vemos no es tan difícil el mejorar nuestra capacidad de lectura ni nuestra comprensión lectora, tan sólo consiste en escoger el libro adecuado y ejercitarnos un poco en el arte de la lectura para así poder aprovecharnos nosotros también de las innumerables ventajas que tiene leer un libro.

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , .

Comentarios

Déjanos un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>